Noticias Centros formativos

Cómo mantener la motivación personal, por Escuela ELBS

La Real Academia Española define “motivación” como el conjunto de factores internos o externos que determinan en parte las acciones de una persona. Y es que estos factores pueden ser, como bien reza esta descripción, de vital importancia para nuestros éxitos personales.

Por ello, Escuela ELBS, centro educativo especializado en formación por el liderazgo, nos explica en este artículo cómo podemos mantener la motivación personal intacta. Recuerda, además, que en esta importante escuela de negocios podrás formarte en el ámbito de la psicología y el coaching. Escoge la formación que mejor se adapte a ti y tus necesidades.

Mantener la motivación personal

Como bien comentábamos anteriormente, tener la habilidad para mantener la motivación personal intacta no es un factor innato. Sin embargo, gracias a diferentes técnicas de coaching y de crecimiento personal, hoy en día podemos trabajar para mantener nuestra motivación a ralla a lo largo del tiempo.

Algunos de los mejores trucos para mantener nuestra motivación, sea en el aspecto que sea o para conseguir nuestros objetivos son las siguientes.

  • Divide y vencerás

Sea cual sea tu objetivo o meta final, estamos seguros que puedes encontrar diferentes pasos necesarios para alcanzarlo. Por ejemplo, quieres cambiar de trabajo, deberás empezar por actualizar tu currículum, renovar tu formación, contactar con empresas, etc., para finalmente conseguir un nuevo empleo. En este sentido, marcarte siempre “pequeñas metas” que te lleven hasta el cumplimiento del objetivo final es una buena idea.

  • Autocompasión

Evita ser muy duro contigo mismo. Cada pequeño paso que des en favor de cumplir con tus objetivos debe ser celebrado como una gran victoria. Tener autocompasión y celebrar cada paso te ayudará a mantenerte motivado.

  • Los pies, en el suelo

Mantén los pies en el suelo a la hora de fijarte tus objetivos. Si marcas un objetivo muy complicado en un plazo de tiempo muy corto, es posible que no se cumpla la meta. En ese caso, perderás motivación y probablemente abandonarás tu cometido.