Weather , , 0°C

Financial Magazine

Actualidad

 Noticias en directo

Las medidas de las aduanas y visados tras el Brexit

Las medidas de las aduanas y visados tras el Brexit
agosto 22
12:57 2017

Al parecer el Gobierno británico ha comprendido el coste de la incertidumbre que se genera en torno a la salida de la Unión Europa. Se ha evidenciado el cambio con el regreso a trabajar de Theresa May la cual apunta que desde su gabinete logra un relativo sentido de unidad en torno a la necesidad de aceptar, que una vez concretado la separación, será necesario pasar un tiempo de transición.

Se ha logrado especificar qué planes se tendrán, en especial la relación con la unión de aduana, con Irlanda, y también los arreglos en torno a potenciales visados para los ciudadanos comunitarios, si bien la recepción a sus propuestas ha sido menos halagüeña de lo que se esperaba.

En Bruselas, se celebró la concreción de las aspiraciones británicas, se ha creado una serie de inquietudes después de la difusión de estos planes. Se plantea la no instauración de fronteras para aduanas, demanda un grado de confianza sin precedentes y, ante lo que se anticipa una separación complicada, es imprescindible estimar que un margen de maniobras estará dispuesto determinado a dar una lección a Reino Unido que ha decidido salir. Por esto la primera ministra quiere intervenir y tiene previsto en el próximo septiembre ampliar más detalles, será tan espera tanto por el Reino Unido como en el resto de Europa. Aunque los documentos publicados la semana pasada supongan ya un retiro estratégico que continua una obligación.

Debido a la división del Ejecutivo se deja notar este problema en la economía, que está expuesta letalmente a las constricciones de una inversión empresarial alérgica a las vacilaciones. Un referente que refleja esta hipersensibilidad es la City, que es consciente de que no puede aguardar al fin de las negociaciones para determinar si su continuidad en Reino Unido es factible en el nuevo escenario. Se genera una inquietud en todos los sectores, un ejemplo es la reticencia del sector privado a invertir y asumir compromisos a largo plazo.

Como consecuencia los sectores que Londres debería promover para resolver su desequilibrio productivo producido por el Brexit. Tanto la industria como la construcción, revelan que cada mes hay un deterioro que cuestiona la inicial resiliencia con la que la economía británica parecía haber recibido el resultado del plebiscito. La Caída de la libra, que era un fenómeno que debería beneficiar a la balanza comercial británica, no constituye el revulsivo anticipado inicialmente.

Se ha manifestado también en las ventas al exterior, que según lo registran algunos datos más recientes de la Oficina Nacional de Estadística, han caído un 2,8%, frente a la subida de un 1,6% de las importaciones. Esta evolución es sorprendente, ya que las circunstancias, antes del Brexit eran favorables para que Reino Unido, ahora  aprovecha la debilidad de su moneda para maximizar la mejora del crecimiento global y especialmente de su mayor socio comercial, la Eurozona. Esto, más los costes de préstamos bajos, debería incentivar una inversión robusta, pero la incertidumbre ha demostrado ser más fuerte. Aunque no todo son penas, los negocios se han beneficiado del clima, los frutos no se han acercado a lo que, en circunstancias normales.

Hasta ahora el Brexit, más que una ayuda, constituye una barrera para la aspiración de transformar un modelo anclado en el consumo en un sistema que estimule la inversión y el intercambio comercial. El Banco de Inglaterra ha reconocido que la palpable indeterminación que ha reinado desde junio tendrá efectos a largo plazo.

Se considera que en 2020, cuando la salida está constituida, el grado de inversión en la economía será 20 puntos inferior a lo que había estimado antes del plebiscito, lo cual es decepcionante.

El gobierno se ve obligado a resolver las discrepancias internas para evitar que los efectos secundarios de un desafío ya bastante grande se conviertan en dolencias insuperables una vez iniciada la travesía en solitario. A pesar de esto los signos mejoraron y hasta ahora, ha logrado que admitan la tesis del ministro del Tesoro a favor de una transición que suavice la metamorfosis de segundo miembro más poderoso de la Unión Europea, a un estado independiente.

Foro – Mensajes recientes

Encuesta

¿Crees que el Ibex 35 superará los 10.600 puntos favoreciendo así un contexto de alzas?

Cargando ... Cargando ...